Perder peso, no es una cuestión muy facil de manejar requiere de mucha ayuda, amor y sobretodo fuerza de voluntad. Quizás puede que hayas decidido comenzar este rumbo pero no lo terminaste y no es el fin del mundo, pues hoy aprenderás cómo debes motivarse para bajar de peso. Para comenzar en un régimen alimenticio que te ayude a bajar de peso son muchas las cosas que debes tener en consideración, entre las que destacan  principalmente cuáles alimentos te van ayudar en tu cometido, que alimentos contienen lactosa y cómo evitarlos, cómo involucrar el ejercicio y como último punto pero no menos importante cómo comprometerte a seguir bajando de peso.

Muchas personas comienzan un régimen, comen ensalada unos días y luego todo lo botan a la basura por pasar tiempo en el sofá comiendo helado, pero esto ya se acabo, es momento de dejar de comer esas cosas que tanto daño te hacen y motivarte a lograr esa meta que tanto deseas.

Iniciar una rutina que te motive

Este es el primer método y el más infalible, la verdad es que nadie hace nada si no le provoca o motiva, así que lo primero que debes hacer es tomar metas realistas, esto es lo que comienza tu camino al éxito. Comienza con cosas simples y realistas como: En un mes voy a bajar 5 kilos. Fija fechas, para que te motives, evita esas metas abiertas y surrealistas, de en los próximos meses voy a bajar 23 kilos porque eso es una completa mentira.

Cinco kilos es una meta completamente realista y recuerda que si bien el peso no se gana de una forma tan rápida, menos se pierde en ese tiempo, por lo que debes bajar de forma progresiva. Si fijas una meta y obviamente no la alcanzas estarás triste y desmotivado y eso no es bueno para tu proceso.

Lo ideal es que consultes algún profesional del área de la salud para que te evalue y te de una meta semanal o mensual pero que sea congruente. Aunque la gente crea que si, no todos pueden bajar peso al mismo ritmo, para algunas personas no es igual de saludable perder peso. Lo ideal es siempre tener el punto de vista de un profesional.

Si tu proceso para bajar de peso es lento, mejor porque esto hace que la probabilidad de subirlo de nuevo sea cada vez más baja. Muchas personas desconocen que cuando el cuerpo baja de peso de forma drástica, lo toma como si estuviesen pasado por hambruna, lo que va a reducir el metabolismo y te hará sentir malestares físicos, y no podrás bajar de peso.

Busca un compañero con el cual bajar de peso

Con un compañero podrás bajar de peso mucho más rápido pues ambos se motivaron a ser cada vez mejores. Puedes trabajar en equipo y los resultados serán mucho más amenos. Ambos se mantendrá encaminado debido a que sienten el apoyo de alguien que está pasando por el mismo proceso. Lo ideal es que sea una persona de tu mismo peso que que las mismas metas, si tienen la misma edad mucho mejor. Si no tienes amigos cerca hay muchos grupos de este tipo en internet que se dedican a ubicarte un compañero para esto.